Archivo de la categoría: Apuntes

The Whiter House

Is it true that now that Trump is getting rid of anything that doesn’t sound or look “American”, he will also change the name of The White House to The Whiter House?

Just so you know… to make it “more inclusive”…

It wouldn’t surprise me at all…

687353-001

USA, Washington D.C, White House, garden and fountains in foreground

 


¿Mano o corazón? * Pablo Mirlo

file_20160626233439_300x200.jpg

Atajada de Claudio Bravo (Chile) Final Copa América Centenario Domingo 26 de Junio 2016. Chile Campeón.

Dicen que los porteros atajan con las manos,

pero en esta atajada,

yo no veo una mano,

sino que todo un corazón.

 

Por Pablo Mirlo


El triángulo de las lecturas

jjj

Desde hace un tiempo que tramaba la idea de poder tener un sitio en el cual poder alojar todo aquello que se paseaba por los márgenes de la convencionalidad en lo artístico y que, muchas veces, era considerado incomprensible o extraño. Ese sitio, ahora tiene nombre y existe: eltriangulodelaslecturas.wordpress.com

En este sitio esperamos poder alojar lo más creativo, novedoso y psicódelico. La idea es compartir todo aquello alejado de los clásicos clichés de los que se habla habitualmente en la literatura o poesía, y llegar a lugares extraños de los cuales tal ves, no haya regreso.

Espero que puedan seguir este sitio, la idea es aportar cosas y miradas nuevas y que sea una verdadera nueva dimensión en contenidos.

Como nota personal, les comento que muchas veces leo cosas que me parecen geniales que hacen ustedes y que me gustaría compartir en El triángulo de las lecturas, es por eso que espero pueda contar con su permiso -cuando se los solicite- para compartir sus cosas en el triángulo, para así poder enriquecer esta nueva dimensión y hacerla más grande todavía.

¡Espero se animen y sigan este sitio!

eltriangulodelaslecturas.wordpress.com

Por Pablo Mirlo


Entrevista Bloguera

Hace unas semanas, y como parte del ciclo de Entrevistas Blogueras que estamos llevando a cabo en Revista Pluma Roja , me tocó responder algunas preguntas. He aquí las respuestas 🙂

Mi nombre es Pablo Mirlo. Soy traductor de profesión, pero poeta y músico por vocación. Nací en la ciudad de La Serena, Chile. Una ciudad partida en dos por el lecho de un casi extinto río, y que mira al oeste, a ese siempre imponente y profundo Océano Pacífico.

Mi viaje por las letras comenzó cuando tenía 14 años. En ese tiempo comencé a escribir canciones, o lo que yo creía eran canciones, y desde ahí en adelante, no paré de escribir.

En la actualidad, no solo escribo canciones. Escribo artículos, ensayos, cuentos, reseñas y poemas, aunque es esto último lo que más gusta en este momento, y que creo, seguiré haciendo hasta que me aburra o se me ocurra hacer otra cosa.

Las razones que tengo para escribir, no sé si las tengo claras. Escribo porque me gusta. Y creo que esa es una razón más que suficiente. No escribo para cambiar el mundo, ni las vidas, ni nada por el estilo. Escribo porque me gusta. De lo contrario no lo haría. Eso con respecto a qué me motiva en general a escribir, pero si tuviera que definir mi gusto por la escritura por cada cosa que hago relacionado con ella, tendría que decir que: en el caso de las canciones, escribo letras para acompañar la música. En el caso de los artículos, escribo porque me gusta dar mi opinión. En el caso de los ensayos, escribo porque a veces me gusta hacer cosas más elaboradas con respecto a algún tema de mi interés. En el caso de los cuentos, escribo cuando la realidad, a veces, es mejor presentarla en un cuento, que la haga más creíble. Y los poemas, bueno, escribo pues me gustan mucho los juegos de palabras, los versos, las metáforas, todo lo que lleve o transporte con las palabras. Y la poesía, me ofrece el lugar perfecto para la experimentación.

Mis trabajos escritos han sido publicados en esta revista –obviamente–. Pero también pueden ser encontrados en el sitio web: Prisma a la vista (prismalavista.com) y mi blog personal, pablomirlo.wordpress.com

Preguntas y respuestas:

¿Cuál es tu pesadilla más recurrente?

No creo tener pesadillas de ningún tipo. La verdad es que nunca he tenido pesadillas como las que la gente comúnmente tiene, como soñar que la matan o que la persigue alguien con una cuchilla o algo por el estilo. Por lo general, solo sueño, pero no son pesadillas.

Nombra tres cosas que te parezcan muy vulgares

Mmm, primero creo tendríamos que definir qué es vulgar para cada quién.

Para mí, por ejemplo, la mentira es vulgar. Y es peor aun cuando esta es difundida a las grandes masas como información verdadera. Si vemos la vulgaridad desde ese prisma, para mí las grandes cadenas “informativas” con sus noticieros son vulgares, pues recurren a la mentira de manera sistemática para engañar a la población y defender los intereses de los grandes grupos (yo les llamo pandillas) económicos.

Lo que para mí también es vulgar, son las enormes brechas económicas existentes entre los súper ricos y los ultra pobres que viven en la mayoría de los países de la órbita capitalista gringa. Pues mucha de esa riqueza, no es el fruto de su esfuerzo y trabajo, sino que es, lisa y llanamente, la consecuencia del constante saqueo al que someten a la clase trabajadora bajo leyes corruptas y abusivas creadas por ellos mismos para oprimir. Eso es vulgaridad pura.

Y en última instancia, pienso que es muy vulgar que existan países donde para poder educarte tengas que, poco menos, vender un riñón para entrar a la universidad. Que se cobre por aprender, me parece de una vulgaridad y crueldad sin límites. Sobre todo, cuando a nadie pareciera molestarle que se gasten millonadas de dinero en armamento. Si ese modo de gastar el dinero no nos dice algo sobre las prioridades de un pueblo, sus gobernantes y la urgente necesidad de educar sin restricciones, para que, justamente, eso no pase, no sé qué otra cosa lo hará.

¿Cuál es la esperanza que siempre has mantenido?

La verdad es que no vivo con muchas esperanzas de nada. Dejo que las cosas sigan el curso que les corresponda. Casi no pienso en qué va a pasar mañana, o pasado mañana.

¿Tienes amor para dar? ¿Qué haces con él?

Pienso que el amor que tengo lo entrego en forma de ayuda o una sonrisa. Si puedo ayudar a alguien en alguna manera, pienso que estoy entregando amor. Pienso que el amor lo sostiene todo y es lo único que nos mantiene vivos en un mundo tan salvaje. Si puede ser de utilidad para alguien, si puedo aliviar su carga, aunque sea por un momento, considero que he hecho algo con mi amor.

¿Verso de tu poema favorito?

La verdad es que no tengo poema favorito. Pero si consideramos la letra de una canción, como poesía, en ese caso, esta es mi favorita: “El verso es una paloma que busca dónde anidar. Estalla y abre sus alas para volar y volar” Es de una canción de Víctor Jara. La canción se llama Canto libre.

¿Qué planes tienes para después de tu muerte?

Seguir haciendo lo mismo que ahora: escribir poesía, si es que no me he cansado de hacerlo. Aunque también tengo planeado visitar todos esos lugares que no pude visitar en esta vida por falta de dinero. También me gustaría regresar en algún tipo de forma y –si me dejan– volver a decir a mis seres queridos que la vida sigue.

¿Chocolate o helado?

¡Qué pregunta más difícil! ¿Qué tal helado de chocolate? o ¿chocolate helado? Fuera de broma, no podría elegir entre ninguno de los dos, por ende, me quedo con ambos y sus respectivas combinaciones y variables.

¿Verso o prosa?

Para escribir, verso, definitivamente. Para leer, ambas.

¿Existe Dios?

¡Claro que existe! Pero el Dios que me gusta es el Dios artista que pinta los atardeceres, el que pone a las galaxias a girar en espiral. El que se preocupó de dotar a los animalitos cuadrúpedos de pequeñas almohadas en sus patitas para que no sufran con la dureza del suelo. El que dotó de vida el agua, el aire, la tierra y el fuego. El Dios poeta que inventó el otoño y el invierno para que nos acercáramos más los unos a los otros y nos abrigáramos mutuamente. En ese Dios creo, no ese otro que algunos han pintado como castigador, furioso y solo preocupado de que lo amen, adoren y le canten alabanzas por la eternidad.

ypppp


Juguetes

Hoy me reconcilié con estos juguetes. Hace meses que nos los utilizaba. Hubo que sacarles algo del polvo que tenían encima, y como si de una lámpara mágica se tratase, frotarlos y dejarlos listos para liberar la magia. Hoy me reconcilié con viejas canciones, acordes y melodías. Se me había olvidado lo vivo que me hace sentir, hacer y tocar la música cuando esta brota libre de las cuerdas que pulso.

Por Pablo Mirlo

20151006_190053

Juguete 1: Guitarra Juguete 2: Amplificador Juguete 3: Pedal de efectos varios Juguete 4: Pedal de distorsión con feedback.


Desastre Natural

Siempre me ha llamado la atención la expresión: Desastre Natural. Y es que siempre que la “naturaleza” se “ensaña”, el hombre y sus intereses parecieran ser siempre los únicos dañados; las constantes víctimas de una “brutal” naturaleza.

El reciente terremoto y maremoto que azotó a Chile dejó mucha destrucción, sin embargo, y dando cuenta de este habitual antropocentrismo, pareciera ser que el foco de la prensa y los grandes intereses económicos, en lugar de haber estado en las víctimas fatales del suceso (poco más de una decena), o, intentar comprender los procesos naturales a los que estamos sujetos (terremotos o maremotos), prefirieron enfocarse en la “tragedia” de los daños económicos al turismo en la zona afectada y, en cómo, los intereses del “hombre”, como concepto, han sido arrasados por este ente “maligno” llamado Naturaleza.

Sí, es cierto, mucha gente vive del turismo en esta zona, pero, ¿debería ser esa la mayor preocupación? ¿No deberíamos, acaso, preguntarnos qué estamos haciendo mal como especie? ¿En qué estamos fallando que de la noche a la mañana un derrumbe, o el mismo mar, deciden quedarse con nuestra vida? ¿Tiene alguna responsabilidad real la naturaleza en todo esto?

El terremoto

Siempre he dicho que los terremotos no matan a nadie, en realidad, son las construcciones hechas por el hombre las que matan a los hombres. La tierra, simplemente se mueve como la ha hecho toda la vida. Ahora bien, también estoy al tanto que, si el hombre muere prisionero de los débiles muros de su casa, no es por gusto, ni por culpa propia, sino más bien, por vivir en un país donde el sistema económico es el desastroso, donde pocos acumulan mucho, y el resto, es despojado de todo. Es en realidad la falta de oportunidades la que impide que muchos puedan construir casas más sólidas, antisísmicas, y a prueba de “desastres naturales”. No es culpa de los pobres, ni de la naturaleza su desgracia, es más, es por culpa de inescrupulosos y desastrosos hombres que muchos otros mueren. Más bien, estamos a merced de “desastres y desastrosos humanos”, y no de los “desastres naturales”.

El maremoto

Con respecto al posterior maremoto que azotó las costas, y las pérdidas materiales y humanas, la misma sabiduría popular de los hombres de mar, y que fueron afectados directamente por el maremoto en el puerto de Coquimbo, Chile, nos ilumina en cuanto a la responsabilidad –si es que le cabe alguna– a la naturaleza. Muchos de ellos decían, al contemplar la destrucción dejada por el mar, y tras haber perdido casa, trabajo y amigos en el medio del maremoto: “Así como el mar da, también quita”. Para estos hombres, que han entregado sus vidas a trabajar y vivir cerca del mar, es el costo que se asume por vivir de las riquezas del mismo. No tienen reproches al respecto. Por ende, pese a que les duelen las víctimas que perdieron la vida en el maremoto, endosarle toda esa responsabilidad al mar, carece de sentido cuando es el Estado el responsable de velar porque sus ciudadanos vivan en zonas seguras. Después de todo, por algo nos roban, en forma de pago de impuestos. Lo mínimo es que con todo ese dinero nos entreguen seguridad o, al menos, minimicen el riesgo de la población de sufrir daños humanos cuando la naturaleza hace lo que siempre ha hecho: moverse a su antojo.

Sabiduría animal

Mi padre, quien trabaja cerca de 1 kilómetro y medio tierra adentro de donde la destrucción del puerto, calles y viviendas fue lo único que quedó como evidencia del paso de las olas la noche del 16 de septiembre pasado, me contó que días antes al terremoto y maremoto, vio muchas y grandes ratas corriendo tierra adentro por el sector donde trabaja. Me dijo que nunca las había visto antes en ese lugar, ni tampoco sabía que eran tan grandes. Le llamó la atención su presencia y apremio, más no le dio mayor importancia. Solo el paso de los días y el terremoto le permitirían conjeturar una posible relación entre la fuga masiva de ratas y la posterior manifestación de la tierra y el mar en la zona.

¿Es que acaso las ratas y los animales en general son capaces de detectar mejor que nosotros los cambios que están por venir?

El relato de mi padre me hizo recordar que para el maremoto del sudeste asiático el 2004, en Sumatra, mucha gente que ni siquiera sintió el terremoto y que se encontraba en islas lejanas al suceso, pudo salvarse solo gracias al “aviso” dado por el comportamiento extraño de los animales cercanos a ellos, muchos de los cuales, escaparon despavoridos de la costa horas antes de la llegada de las olas.

Si esto fuera verdad, nuevamente, solo podría pensar que la naturaleza no tiene nada de desastrosa, sino que todo lo contrario, que esta tendría sus propios mecanismos de advertencia y aviso, y que, causalmente (porque nada es casual), los únicos incapaces de percibirlos y decodificarlos seriamos nosotros: los desastrosos humanos que están siempre pendientes de cosas sin importancia vital (la T.V, el dinero, el éxito, la fama, etc.)

Es hora

Quizá, el hombre ha pasado demasiado tiempo intentando enseñorearse de este bello planeta y su naturaleza sin ni siquiera intentar comprenderlo de todas sus dimensiones. Quizá, ha pasado demasiado tiempo intentando controlar sus fuerzas y movimientos sin detenerse un momento a pensar, a aprender, a conocerlo, a respetarlo, y a escucharlo. Quizá, el hombre ha pasado demasiado tiempo mirando al suelo y no al cielo, midiendo en gráficos, dinero y monedas, su éxito. Quizá, el único desastre sobre este planeta sea el hombre y su infinito afán de culpar a lo “indómito” de sus desgracias, cuando en el fondo, la naturaleza siempre ha sido igual, solo que nosotros no hemos sabido adaptarnos a ella, ni hemos sido capaces de leer sus señales y mensajes.

Quizá, solo aprendiendo de nuestro entorno y con verdadera humildad, lograremos agarrar una pizca de la sabiduría de la naturaleza para saber con antelación la ocurrencia del próximo gran terremoto y maremoto al frente de nuestras costas, y así, lograr estar más alertas y mejor preparados.

Quizá, es hora de observar, de sentir, de escuchar, de ser parte de la naturaleza, y no solo unos visitantes y explotadores de la misma.

Los animales nos llevan milenios de ventaja en comprensión de su entorno y ambiente, quizá es hora de aprender de ellos y dejar de mirarlos como seres inferiores. Ellos algo saben que, nosotros, no.

¿Cuánto nos falta para entender?

Sí, el terremoto fue violento. Sí, el mar entró con furia. Sí, la tierra se movió con rabia. Sin embargo, seguir atribuyéndole características humanas y negativas a la naturaleza, no tiene sentido. ¿No es acaso, el bien o el mal; la violencia, la rabia o la furia, conceptos netamente humanos? ¿Es realmente “violenta” la naturaleza?

Estas calificaciones no dejan de ser expresiones de hombres para intentar nombrar algo más grande y sublime que nosotros como especie, y que nos hace sentir tan vulnerables en momentos como este, que acabamos atribuyéndole nombres de defectos propios de la humanidad.

Podremos llenar de adjetivos de carácter negativo a la naturaleza, que es violenta, indómita, etc. Sin embargo, lo que en realidad deberíamos hacer, y como un gesto de humildad ante esta naturaleza que nos rodea, quizá, sería simplemente reconocer que la naturaleza simplemente es. Nosotros somos los violentos, los furiosos, los desastrosos. La naturaleza, solo, es.

Por Pablo Mirlo

12026578_10153699533645229_1127023074_n

Coquimbo, Chile. 17 septiembre 2015


Fuerza natural

Chile es un país largo. Está divido de manera administrativa en Regiones, Provincias, y Ciudades. Las regiones son 15. En la zona norte se encuentran las regiones: XV, I, II, III, IV. En la zona centro se encuentran las regiones: V, Región Metropolitana, VI, VII. Y por último, la zona sur, que consta de las regiones VIII, IX, X, XI, XII, XIII y XIV.

mapapoliticodechile-final

Yo vivo en la cuarta región. El reciente terremoto de Chile (8.4 grados en la escala de Richter) tuvo su epicentro al sur de la cuarta región, pero el movimiento se sintió a lo largo de más de 1100 kilómetros de norte a sur, es decir, se sintió en 8 regiones. Sin embargo, el mayor daño se produjo en los sectores interiores de mi región y sus costas. Los daños en el interior (valles y pre cordillera) se produjeron principalmente debido a lo viejo de las construcciones; muchas de ellas hechas de adobe, las cuales no resistieron el fuerte movimiento, y se derrumbaron. Mientras que los daños en la costa se produjeron debido a la violencia del maremoto, el cual, con fuerza azotó las costas.

12022008_10153699534085229_1665851793_n

Puerto de Coquimbo, 17 de septiembre 2015.

Es con respecto a esto último que quisiera dedicar unas palabras.

El mar siempre ha estado al frente mío. Desde que tengo uso de razón lo he escuchado, visto, olido, y sentido, en cada una de las estaciones del año. Lo he visto encabritado en la tormenta, y calmo en mañanas de primavera. Ni hablar de la fuente constante de inspiración que me ha significado su cercanía. Es más, ese mar, debe ser una de esas pocas razones por las cuales, nunca me iría de este lugar. Sin embargo, nunca lo había visto en “modalidad tsunami”, y créanme, que el daño que dejó en la zona costera de la ciudad hermana de Coquimbo, 10 kilómetros al sur de donde vivo, La Serena, es una de las cosas más sobrecogedoras que he visto en mi vida. La destrucción era total en un radio de varias calles. Aquellas calles que no tenían la suficiente altura para evitar que el mar entrara tierra adentro, y destruyera todo, simplemente no pudieron hacer nada frente a la fuerza de la las olas que, durante la madrugada, arrasaron con todo a su paso. Había autos y camiones volcados, casas destruidas, escombros por doquier. Era como si todo hubiese sido tomado por una gran mano y arrojado con violencia contra el suelo. Un desastre. En el sector del puerto, la cosa no era para nada más alentadora. Botes volteados, muchos de ellos muy tierra adentro (con tierra, en realidad, me refiero a calles). Cables por el suelo, barcos de gran tamaño sobre la calle, parte del muelle de atraque destruido, escombros, motores, máquinas, palmeras, todo por el suelo. Una verdadera zona de guerra.

En fin, todavía me parece que lo que hemos vivido las últimas 24 horas fuese como un sueño, pero no, es real, y es triste. Triste porque hay personas que perdieron todo. Triste porque son los mismos de siempre: el pueblo esforzado y sufrido.

En la zona en la que vivo no hubo ningún daño. La ciudad de La Serena, cuyo casco histórico tiene más de 400 años de antigüedad, resistió bien. Los barrios al norte de la ciudad, que es donde yo vivo, también soportaron la fuerza del terremoto.

12032316_10153699534895229_283550225_n

Sin embargo, el desastre no solo esta localizado en Coquimbo, son muchos más los puertos y caletas dañados por el mar. Esto es solo una pequeña muestra de la magnitud del desastre.

Es de esperar que los que sufren puedan encontrar consuelo y soluciones pronto. Y que la naturaleza, siga animándonos a conocerla e investigarla más, para así estar siempre mejor preparados para cuando decida otra vez liberar su fuerza natural.

Por Pablo Mirlo

*Para ver fotos del desastre en la costa de Coquimbo, vea el siguiente link: Terremoto 8.4 gentileza de With a Litlle Help…

*Nota: El desastre causado por el maremoto y terremoto son más grandes que lo que sucedido en la ciudad de Coquimbo. De hecho, son muchas más las zonas costeras e interiores afectadas. Yo solo me he remitido a emitir comentarios con respecto a lo que presencié en vivo y en directo.


Recomendaciones

Quisiera dedicar esta entrada a dos blogueros que recién están partiendo en este mundillo virtual y que merecen que muchas personas más disfruten de sus contenidos originales. Primero, porque ambos son geniales. Segundo, porque a ambos los conozco en persona y han hecho mucho por mí.

Así que sin más preámbulo los invito a navegar por las palabras y sentimientos de: With a litle help  y Pensamientos Libres.

Dicen que una imagen vale más que mil palabras, sin embargo, si esa imagen va acompañada de algunas palabras ¡Cuánto mejor!

Imagine, animales, fotos e historias, y personajes memorables como el Traidogo, ¿Qué más se puede pedir?

Pase por With a litle help 🙂

La introspección, la búsqueda interna, el análisis de las cosas, y una pluma reflexiva, es lo que encontrará de la mano de Pensamientos Libres. No dude en consultar las Cartas de Octavio, y déjese llevar por este personaje que de a poco va tejiendo momentos y pensamientos derramados en el papel.

Pase por Pensamientos Libres.

¡Visítenlos, síganlos, léanlos!

Se lo agradecerán

🙂


Aniversario 1

No me gusta celebrar mi cumpleaños, y no porque sea de esos que tienen drama con su edad, todo lo contrario, tengo 28 años y no me cuesta decirlo, ni tampoco temeré decirlo cuando llegue a los 30, 40, 50, o cualquier otro número. En realidad, no celebro mis cumpleaños porque, por una extraña razón, el día previo y el día después de la metada fecha, siempre me siento igual que el día anterior a cumplir años, o que el año previo, o que los 10 años previos. ¡Siempre me siento igual!

Por ende, ese día “especial”, llamado “cumpleaños”, para mí no es más que eso, otro simple día, dentro de un gran largo día llamado vida terrenal, el cual, a su vez, esta subdivido en pequeños intervalos en los que se supone se duerme, llamados noches.

Ahora bien, esta condición anti-celebración de mi propio cumpleaños me ha permitido concluir cosas maravillosas –al menos para mí–. Como por ejemplo: que la edad es solo una estadística, lo que en realidad uno acumula con el tiempo, o el paso de los años, es sabiduría, saberes y conocimiento. Que la edad, para mí, es algo meramente físico, y por ende, finito. Y que por eso, la edad solo pasa y pesa en nuestros cuerpos, mas no –para los que creemos en algo más que la carne y los huesos– en el espíritu o el alma; verdadero recipiente de las experiencias, sabiduría o recuerdos que acumulamos, y que finalmente, nos llevamos.

Ahora bien, la verdadera razón de toda esta introducción con respecto a lo que pienso del cumpleaños como concepto, no es para hablar de lo que no hago, sino de lo que sí hago. Puede que no celebre mi cumpleaños, pero ¿quién dijo que no celebro aniversarios?

Redoble de tambores

metal

Hace un par días, WordPress me recordó que había creado este espacio hace 1 año, y que por ende:
¡pablomirlo.wordpress.com está de aniversario!

tumblr_lygzkrR0lI1qgn9qdo1_500

Así que: ¡Es hora de celebrar!
Sí, así es, he cumplido un año en esta plataforma compartiendo mis escritos con el mundo 🙂

Llegar y quedarse en la Luna

3508593769_0820fd5550
Cuando revisé la fecha de inicio de este blog me di cuenta que lo primero que había publicado lo hice un 23 de julio, sin embargo, el blog lo había creado unos días antes, al parecer el 20 o 21 de julio, y ¡qué fecha tan especial! Se supone (al menos eso dice la historia oficial) que el hombre llegó a la luna un 20 de julio, y no puedo sino sentirme, en algún grado, identificado con esos hombres que con emoción exploraron nuestra fiel compañera la Luna. Y es que entrar a esta plataforma y exponerse de manera abierta con el trabajo de uno y compartirlo, al menos para mí, era como explorar un nuevo mundo. Abrir este espacio fue como llegar a la Luna, no sabía que esperar, que ver, que hacer, solo sabía que quería compartir las cosas que siempre quise decir, soñar o hacer con el resto. Y bueno, la respuesta no pudo haber sido mejor, no solo llegué a la Luna, encontré vida allí y muchos de ustedes me animaron a seguir aquí.

Año de amigas y amigos
En este año he conocido mucha gente por este medio: soñadores, poetas, escritores, fotógrafos, artistas en toda la magnitud de la palabra. A todos ustedes les debo las gracias por leer lo que escribo, dejar un comentario, darle me gusta, o simplemente posar sus ojos curiosos por estos textos. Quisiera agradecer el especial cariño que he recibido de quienes aprecian mis versos, historias, música y artículos, y que les han encontrado a lo largo y ancho todo el mundo hispano-parlante; desde México por el norte, hasta Argentina y Chile por el sur.

Debo también agradecer de manera especial a las amigas y amigos de España, quienes son los que más leen estos versos australes y fuera de estación. Ahora comprendo la razón de tantos versos dedicados por Pablo Neruda a ese pueblo: España en el corazón.

Debo decir también, para que vean cuan agradecido les estoy, que mucha gente que he conocido por este medio es gente a la que feliz les dejaría a mi perro bajo su cuidado, si tuviera perro. Les dejaría mi casa para que la cuidaran, si tuviera casa. Les saludaría cara a cara, si pudiera verlos.

¡Muchas gracias a todos ustedes!

Año literario
En términos literarios, el año ha sido redondo. He compartido casi todo lo que he escrito en estos últimos 12 meses. Publiqué mi primer poemario Poesía Barata y tengo muchos otros planes en el horizonte.

Con respecto a Poesía Barata, este trabajo me ha abierto nuevas puertas, y además, me permitió aparecer en el semanario El Brillador de mi ciudad hace poco, con mi primera entrevista 🙂 Todo gracias al trabajo de mi amigo periodista Mario Vega, quien acudió a mí para conocer un poco más acerca de este poemario. Aquí les dejo una foto de la entrevista publicada:

11537878_10207133046154170_1144263737433089281_n

Poesía Barata al alcance de todos
Hace poco descubrí que el envío de Poesía Barata a cualquier lugar de hispano-américa, en realidad, era más barato de lo que pensaba, y que no era un lujo de millonarios, así que si alguien se anima a adquirir una o más copias de mi primer trabajo impreso, no dude en revisar la información actualizada al respecto haciendo clic en la siguiente imagen:

Poesia barata-portada

Solo gracias
Así que solo me queda agradecer, por enésima vez, a todos ustedes genios de las letras y de la creación que me leen. Gracias por estar ahí y seguir creando. Ha sido un gran año literario.

Las expectativas previas a abrir este blog eran como la de un soldado desembarcando en Normandía, ahora son como la de un niño esperando regalos en noche buena. Todo gracias a su apoyo y cariño 🙂

Por Pablo Mirlo


Borren las fronteras. Y punto.

09 mayo 2015

Esta semana, los políticos de los países vecinos de Bolivia y Chile, han dado un triste espectáculo en el corte internacional de justicia de La Haya.

Lo que sucede es que el gobierno de Bolivia demandó al gobierno de Chile ante el tribunal internacional, pues quiere que este país se siente a negociar con ellos una salida al mar con soberanía a través del actual territorio de Chile.

La disputa del gobierno de Bolivia con el chileno es de larga data y tiene sus orígenes en la insurrección burguesa chileno-inglesa, la cual, arrebató territorio y salitre al gobierno boliviano a finales del siglo XIX. (En este link: Un mar de dudas se pueden enterar del origen de esta guerra según mi opinión).

Ahora bien, como se imaginarán, la ignorancia de los gobernantes de ambos lados, y el estar metidos en este ridículo juicio internacional, solo ha repercutido en generar odiosidades entre ambos pueblos. Pueblos, que por lo demás, ya han estado condenados por casi más de 100 años a pelearse, dada la estupidez de sus gobernantes, en vez de haberse unido como vecinos y socios estratégicos que son y serán por siempre, y crecer juntos. A menos que Chile, claro, sea tragado por los tsunamis y volcanes, y por supuesto, desaparezca del continente. En ese hipotético caso, olvídense de la hermandad y todo eso. (No se enojen los “patriotas”, es broma.)

De ambos lados, lo peor de cada sociedad se ha encargado de enrostrarle al otro su carácter de ladrón, mentiroso, canalla, por estos días. Todo lo cual ha sido caldo de cultivo para el nacimiento de los más recalcitrantes nacionalistas y chauvinistas que puedan imaginar, y que piden, sin asco,  balas y guerras para el “enemigo”.

Pero en fin, más allá de este negro panorama entre nacionalistas neuróticos y gobiernos que se demandan, y el despilfarro de miles y miles de dólares para que nos resuelvan los problemas unos señores que con suerte saben en qué parte del mapa queda Bolivia y Chile, el verdadero perdedor, como siempre, es el pueblo de ambas naciones.

Son tanto o más víctimas los soldados pobres y jóvenes –porque los ricos no van a la guerra, ellos solo la declaran– que fueron mandados a matar a sus vecinos y que murieron por causas burguesas en el siglo XIX entre Chile y Bolivia.

Somos tanto o más víctimas nosotros, del odio y recelo engendrado por algunas “personas”, que aman más el dinero y la guerra antes que el valor incalculable de la paz y el ser humano.

Son tanto o más víctimas las personas muertas en la guerra invasora llevada adelante por Inglaterra y Chile contra Bolivia, como los son ahora todos aquellos que son discriminados por su color de piel u origen, tanto en Chile como Bolivia.

El pueblo es la víctima. Los pueblos de Chile y Bolivia.

Ahora bien, para no solo quedarme en la crítica con respecto a la disputa de ambos gobiernos, propongo lo siguiente: borren las fronteras.

He volado sobre países, y desde el avión, no se ven esas líneas que aparecen en los mapas. ¡Las líneas son imaginarias! Borren las fronteras. Las fronteras son los barrotes que nos encierran en estas cárceles llamadas países. Las fronteras son el cerco que mantiene al rebaño viviendo y experimentando solo con sus pares, sin jamás conocer de otras realidades, sin jamás experimentar otras historias. Las fronteras no son más que un invento militar. Si un boliviano quiere vivir en Chile, que lo haga. Si un chileno quiere vivir en Bolivia, que lo haga. Si alguien quiere establecer un negocio en cualquiera de ambos países, sin importar su nacionalidad, que lo haga. Si lo bolivianos quieren mar, pues que vengan. Hagan sus puertos. Compartamos la naturaleza y belleza del mar. Sin un chileno no quiere vivir en Chile, que se vaya, que no se lo impidan esas líneas que solo existen en los mapas. ¿Por qué será que cuando se trata de tranzar divisas, dinero y acciones en la bolsa, todas ellas viajan sin límites por el mundo? ¿Es el dinero más libre que el ser humano? ¿Si se trata de dinero, no existen las fronteras? ¡Ahí  es cuando nos damos cuenta que las fronteras están obsoletas! Algunos dirán que las fronteras protegen de los males de otras sociedades. Pero pregunto: ¿hay alguna sociedad perfecta? ¿Existe el pueblo que gracias a las fronteras haya acabado con el narcotráfico, por ejemplo, o la delincuencia, o la pobreza, etc.?

En fin, borren las fronteras de la conciencia de las personas y punto, es mi humilde opinión.

Por Pablo Mirlo

220px-Guerra-del-pacifico-01-a_0

Bolivia, antes del despojo.

1-bolivia-1

Bolivia, después del despojo.


El blog de Fabio

Baluarte literario y cultural

Mi arca de escritos

Este espacio constituye mi pequeño cosmos y es un fiel reflejo de mí; alberga escritos sobre todo aquello que me gusta, me apasiona, me interesa y me infunde curiosidad. Para leer alguna de mis entradas, selecciona la ''categoría'' que sea de tu preferencia , o bien, echa un vistazo a lo ''más visto'' Todo lo publicado es de mi autoría.

Alejandra Meza Fourzán

Autor/Author Blog

Poemario Primario

Un puñado de sentimientos, vivencias, sueños y delirios, en forma de sencillos poemas.

La Piedra Psilosofal

-Amo ergo Sum-

Pintura del Cosmos

Relatos, cuentos y literatura

Mi lengua nativa

mis letras, mi cosmos...

Globo de Ayer

Es un poco y mucho de todo (poesia, musica, letra e historias)

A la Sombra de la Luna

Verdades que parecen Mentiras & Mentiras que parecen Verdades.

Un gato mas en la ciudad

To bit or not to bit

Literatura, cultura y nuevas tecnologías

Este blog aporta herramientas multimedia para aprender y disfrutar de la literatura y de la cultura

Yo amo al cine

Criticas, estrenos y más

Singularette

No solo soltera, sino singular

(Nos)otros

Escribiéndote...escribiéndome...escribiéndo(Nos) a (otros)

novelaromanticaescritorajoven

A almas vivas, ardientes, soñadoras y guerreras.

simple Ula

I want to be rich. Rich in love, rich in health, rich in laughter, rich in adventure and rich in knowledge. You?

Sus pinturas

El blog de mis pinturas